Está Hecho en Él

Leon Fontaine Entregate

Pues si la muerte reinó como resultado del delito de un solo hombre, con mayor razón aquellos a quienes Dios, en su gran bondad y gratuitamente, hace justos, reinarán en la nueva vida mediante un solo hombre, Jesucristo. Romanos 5:17 (DHH)

No olvide la simplicidad del evangelio. Jesús murió por usted y, si usted lo acepta a Él, cada promesa en la Biblia es suya.

De acuerdo a nuestro versículo de hoy, usted tiene la gracia en abundancia. Esto significa que usted tiene más de la fuerza y el poder de Dios dentro de usted, de lo que alguna vez necesitará. En Él, cada promesa es suya., y usted está empoderado para tomar decisiones que le llevarán a vivir la increíble vida que Él tiene para usted.

Algunas personas argumentan que cada promesa en la Biblia tiene un “Y si” atado a ella. Deuteronomio 28:1-2 dice que, “Y si obedeces diligentemente la voz del Señor tu Dios, de observar cuidadosamente sus mandamientos…todas estas bendiciones vendrán sobre ti y te rebasarán”. Como consecuencia, algunos cristianos asumen que ellos tienen que ser obedientes al “Y si” mencionado en los versículos 1 al 2, antes de que puedan conseguir lo que Dios prometió en los versículos 3 al 14.

Eso puede haber sido cierto en la época del Antiguo Testamento. Sin embargo, 2 Corintios 1:20 dice, “Todas las promesas de Dios son Si en Él, y en Él Amén, para la gloria de Dios a través de nosotros”.

Cuando se trata de las promesas de Dios, no hay una condición “Y si”. Solo hay una respuesta, “¡Sí!”.

Fíjese que Jesus cumplió cada “y si” por usted. Si Jesús tiene algo, como creyente usted también tiene derecho a eso, Es tan simple como eso.

Es hora de creerlo, recibirlo y comenzar a tomar decisiones basado en el hecho de que cada promesa es suya.